Categorías
Cultura Política

¿Quién es un dictador?

Para saber quién es un dictador, primero debemos entender qué significa este término y una buena forma es estudiar la etimología del término. Dictador es una palabra que viene del latín, ya que durante la República Romana una persona era temporalmente investido con el poder absoluto.

De aquí proviene el término que, posteriormente, se usaría para describir a un sistema de gobierno llamado dictadura.

Qué es una dictadura

Una dictadura es una forma de gobierno en donde la voluntad y el poder de quien gobierna se ejerce sin consenso participativo. Esto quiere decir que un solo líder o élite acceden al poder sin ningún tipo de elección popular y luego ejercen el gobierno de manera absoluta, es decir que no existe república durante una dictadura, ya que una sola figura concentra todo el poder.

Dictadura y democracia son las dos formas de gobierno son las dos principales formas de gobierno actuales. Y la principal diferencia es que en las democracias el poder emana del pueblo, mientras que en las dictaduras el poder emana de la fuerza que reúna la elite para acceder al poder sin elecciones mediante un golpe de estado.

Hay más de un tipo de dictadura

Según Barbara Geddes hay cinco tipos de dictadura: militar, de partido único, personalista, monárquicas e híbridas.

Dictadura Militar

En este régimen un grupo de oficiales del ejército detenta el poder.

Dictadura de partido único

Un solo partido tiene acceso a cargos políticos y control sobre la política.

Dictadura personalista

Todo el poder está en manos de un solo individuo.

Dictadura monárquica

Una persona de ascendencia real hereda el cargo de jefe de estado de acuerdo con la práctica o la constitución aceptada.

Dictadura híbrida

Regimen que combinan cualidades de dictaduras personalistas, de partido único y militares.

Dictaduras y dictadores en Argentina

En Argentina el sistema de elección de autoridades es democrático desde 1983. Hasta la fecha, por voto directo indirecto hasta 1994, y luego por voto directo hemos elegido nuestras autoridades.

Si bien muchas voces acusan a tal o cual gobierno de dictadura, como vemos es una absoluta falacia. En Argentina el último dictador se fue en 1983. Refuerzan estos argumentos el índice de democracia que es una clasificación que determina el estado de la democracia en 167 países.

El índice define 4 regimenes: democracias plenas, democracias imperfectas, regimenes híbridos y autoritarios. Argentina está calificada como una democracia imperfecta ocupando el puesto número 46. Siendo las únicas democracias plenas de América, Canadá, Uruguay y Costa Rica.

Como vemos el uso del término dictadura no tiene ningún asidero real. Aunque podemos reconocer que el sistema de gobierno republicano no siempre funciona de la mejor manera.

República sin dictador

Una república se basa en la división del poder absoluto en tres poderes independientes. El poder ejecutivo, legislativo y judicial. La cabeza del poder ejecutivo es el presidente.

El poder legislativo genera las leyes de la nación, el poder judicial observa su cumplimiento y el ejecutivo decide y gobierna en base a esas leyes. Esto por supuesto explicado de manera simple.

Ha ocurrido en épocas de nuestras historia en que el poder ejecutivo interfirió con la justicia, ejemplo de esto es la mesa judicial que conformó el gobierno del Macri, o también la corte adicta de Menem. Pero esto no quiere decir que esos presidente sean dictadores, ya que si bien los poderes no funcionaron de manera independiente, nuestro sistema de representación siguió siendo democrático. En todo caso pueden ser tildados de anti-republicanos pero no de dictadores.

Por otra parte el uso de decretos de necesidad y urgencia también es esgrimido como argumento para definir una dictadura. Esto es un error, ya que el DNU es un recurso constitucional. Además sería bueno recordar que por ejemplo el primer presidente desde 1983, Raúl Alfonsín, dictó un promedio de 1,1 decretos por año de gobierno, mientras que durante el último gobierno,  Mauricio Macri dictó 17 decretos por año. Y esto no los convierte en dictadores, ni menos enemigos de la república.

Características de un dictador

Entonces podemos decir que un dictador no se somete a ninguna ley y su palabra es la ley. Ejerce el poder desde que asume y de por vida. No permite oposición de ningún tipo y aprovecha su fuerza para suprimir la libertad de expresión y el discurso de las masas, para de esa manera mantener el poder y estabilidad política y social.

Un dictador no se somete a consideración de nadie su gestión. Tampoco debe preocuparse por conformar a las mayorías ya que no necesita de elecciones para estar en su cargo. Con solo mantener feliz a la élite que lo soporta ya será suficiente.

Ahora sí podemos hablar con propiedad, ya queda clara la diferencia en entre dictadura y democracia, entre dictador y presidente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *