Categorías
Política PYMES

¿ Y el gobierno de Córdoba?

Ya llevamos más de un mes de cuarentena. El gobierno nacional con sus aciertos y errores a encarado ciertas soluciones a los problemas que surgen de la paralización de la economía; los gobiernos municipales también han hecho su parte, por supuesto que en menor o mayor medida según sus posibilidades. Es así que la pregunta que surge es: ¿ y el gobierno de Córdoba?

Cualquier cosa que hayan hecho puede resultar insuficiente o adecuada, según lo hayan contenido a uno o no. Pero, ciertamente, al menos se discuten las medias, se discuten sobre disposiciones, se las critica o no. El asunto es cuando no hay nada. Cuando no hay ninguna medida, cuando todo sigue como si nada pasara.

En esa situación, parece estar el gobierno de Córdoba. La nada misma. La presidencia absoluta. Hasta un reloj de aguja que esté parado marca la hora correcta dos veces al día, pareciera la idea rectora.

Los impuestos provinciales siguen viento en popa, es más, llegan recordatorios por e-mail para no olvidar pagar. Ninguna propuesta para afrontar impuesto inmobiliario ni automotor. El eslogan es Ahora más que nunca si podés pagá. Una locura total. Y por supuesto, ese impuesto increíble llamado ingresos brutos sigue como siempre, recaudando. Ni moratoria, ni refinanciación ni posponer vencimientos, ni nada.

Por otra parte, los servicios públicos que dependen del contralor de la provincia, tampoco acusaron recibo de la situación. Las boletas de luz siguieron llegando religiosamente, con sus vencimientos inamovibles, sin financiación, al igual que las de agua. Y en muchos casos sin tener medidos los consumos reales, infiriendo consumos de otros periodos, como si antes hubiera habido una pandemia para tener de referencia.

El banco de Córdoba, lamentablemente hasta ahora tampoco ha lanzado ninguna línea de créditos propia, a la que puedan acceder las personas o PYMES en crisis. Podría ser esta una oportunidad de acercar a los cordobeses a su banco. Puede leer mi artículo sobre las PYMES  para conocer la realidad de una PyMe.

Parece ser entonces que todo queda en manos de la nación y los municipios. Y que las PYMES no caerán por arte de magia. La provincia deja pasar una oportunidad histórica de gestionar durante la pandemia. No se sabe de planes concretos para la industria turística y gastronómica, preponderante fuente de ingresos de grandes zonas geográficas de la provincia.

Nobleza obliga a reconocer el gesto de bajar un 30 % los salarios más altos del gobierno, pero también obliga a decir que con eso, en el plano de mantener una PYME, no hacemos nada, ¿porque saben qué?, yo a los ingresos me lo bajé un 100 %.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *